El invento del coronógrafo.

Durante miles de años, los seres humanos habían mirado al sol durante los eclipses solares totales, maravillándose e incluso atemorizados ante el halo de luz que rodeaba la oscuridad como el iris de algún ojo malévolo. La semejanza con un ojo humano no se perdió en civilizaciones tan antiguas como los egipcios, y para quienes el ojo vengativo de Horus pudo haber sido su antecedente.

Pero para estudiar este inefable resplandor con más detalle, sólo el raro eclipse solar total proporcionaba los medios.…

Leer más