Físicos consiguen crear estallidos de rayos Gamma artificiales en un laboratorio

El 2 de julio de 1967, los satélites Vela 3 y 4 de los Estados Unidos notaron algo bastante desconcertante. Originalmente diseñados para monitorear las pruebas de armas nucleares en el espacio mediante la búsqueda de radiación gamma, estos satélites captarón una serie de ráfagas de rayos gamma (GRB) provenientes del espacio profundo. Y aunque han pasado décadas desde el “Incidente Vela”, los astrónomos todavía no están 100% seguros de lo que los causó.

Leer más