Un nuevo estudio identifica la edad de la zona brillante desconocida de Ceres

La brillante zona central del Cráter Occator de Ceres, conocida como Cerealia Facula, es aproximadamente 30 millones de años más joven que el cráter en el que se encuentra, según un nuevo estudio publicado en el Astronomical Journal. Los científicos usaron datos de la nave espacial Dawn de la NASA para analizar detalladamente la cúpula central de Occator, concluyendo que esta interesante característica brillante en el planeta enano tiene sólo unos 4 millones de años, bastante reciente en términos de historia geológica.

Investigadores liderados por Andreas Nathues, del Instituto Max Planck para la Investigación de Sistemas Solares (GSP) en Gottingen, Alemania, analizaron datos de dos instrumentos a bordo de la nave espacial Dawn de NASA: la cámara de encuadre y el espectrómetro de mapeo visible e infrarrojo.

El nuevo estudio apoya las interpretaciones anteriores del equipo de Dawn de que este material reflectante -que comprende la zona más brillante de Ceres- que está hecho de sales de carbonato, aunque no confirmó un tipo particular de carbonato previamente identificado. Las áreas secundarias, más pequeñas y brillantes de Occator, llamado Vinalia Faculae, están compuestas por una mezcla de carbonatos y material oscuro, escribieron los autores del estudio.

Nuevas pruebas también sugieren que la brillante cúpula de Occator probablemente se elevó en un proceso que tuvo lugar durante un largo período de tiempo, en lugar de formarse en un solo evento.

Creen que el desencadenante inicial fue el impacto que excavó el cráter en sí, haciendo que líquido salobre se levantará más cerca de la superficie. El agua y los gases disueltos, como el dióxido de carbono y el metano, surgieron y crearon un sistema de ventilación. Estos gases ascendentes también podrían haber obligado a los materiales ricos en carbonato a ascender hacia la superficie.

Durante este período, el material brillante habría estallado a través de fracturas, formando con el tiempo la cúpula que vemos hoy.

Aun así esta zona brillante de Ceres todavía tiene algunos misterios que resolver y que pronto gracias a la misión DAWN podrían ser resueltos…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.